Palabras que se quedan


Quizá tengas un momento y desees quedarte entre estas palabras que te esperan. Es muy fácil, sólo tienes que leerlas en voz alta si quieres o en silencio si prefieres. A veces la sencillez es el mayor de los argumentos para conseguir que alguien encuentre su propio pensamiento, entre palabras que se quedan cálidamente reposando como un buen vino.












sábado, 6 de diciembre de 2014

Santa Barbara

                                       
                                                         Foto de del álbum familiar



Ahí está mi padre
-como una realidad-,
ahora un recuerdo.
Era un cuatro de Diciembre,
de hace muchos años,
cuando la vida era de carbón,
de tierra y animales.
Cuando había un patrón,
un cura de sotana negra
y un maestro que pegaba
- de los de la República,
     ya no quedaban-.
Ahí está mi padre,
joven, fuerte, con frío
-se podía con todo,
        si no qué-,
con sus mejores ropas,
que era Santa Barbara,
y luego, más tarde,
al llegar a la casa,
con cuidado de no mancharse
"se comía  a Dios por las patas"*.





* Comerse a Dios por una pata, o por las patas.

De origen desconocido, es una expresión que se utiliza para decir,  comer mucho, con hambre, tanto que,  si pudieras te comerías el plato también. Sabiduría popular.






6 comentarios:

Miguel jiménez salvador dijo...

Apretar los dientes y empujar, no quedaba otra. Ni sigue quedando, pero antes estaban más preparados, ni que fuera por la costumbre, ahora nos pilla un poco flojos.

Besos Mamen.

Mamen dijo...

Ni que lo digas Miguel, esa gente estaba hecha de otra pasta. Un abrazo fuerte.

Amando García Nuño dijo...

Me has dejado un aroma a romerías, en mi caso segovianas, a niños sobre las andas, obleas y garrapiñadas, a traje dominguero de pana, y al perolo de gachas, dios por las patas.
Abrazos, siempre

Mamen dijo...

El aroma de muchas vidas hechas de duro trabajo y frío, y también momentos de alegría.
Abrazos Amando.

JAGL dijo...

¡Qué recuerdos entrañables y cuántas cosas profundas llevarás dentro de ti de aquellos momentos vividos!
Una escena de romería preciosa y sencilla . Antes era todo así, como la fotografía, en blanco y negro.

Mis saludos Mamen. Un abrazo grande.

Mamen dijo...

Gracias "Galeote". Saludos también para ti. Abrazo.