Palabras que se quedan


Quizá tengas un momento y desees quedarte entre estas palabras que te esperan. Es muy fácil, sólo tienes que leerlas en voz alta si quieres o en silencio si prefieres. A veces la sencillez es el mayor de los argumentos para conseguir que alguien encuentre su propio pensamiento, entre palabras que se quedan cálidamente reposando como un buen vino.












sábado, 23 de junio de 2012

Carbón en la boca

                                                     Carbón en estado puro


Así son las manos de los hombres
desde que la tierra los amamantó.
Esos hombres eran mineros,
necesarios hombres, imprescindibles manos, 
sustituibles cuerpos enfermos 
por los de sus hijos sanos.
Ahora olvidados.
La rentabilidad no se mide en valor.

6 comentarios:

Darío dijo...

Es esta cultura la que nos tornó sustituibles. Sabemos que no es así, pero ella insiste. Necesitamos torcerle el brazo. Un abrazo.

Mamen dijo...

Entonces la vida es un pulso continuo.
Otro abrazo para ti.

Lola dijo...

Me gusta la forma en que no permiten que se les arranque su pasado y forma de vida... un diez para ellos y ellas.... Besitos para ti linda.

Mamen dijo...

Es mucho lo que representan.
Gracias Lola.

aguacateyfresas dijo...

Maravilloso!, saludos Mamen

Mamen dijo...

Gloria encantada de verte!!!